Ir a Página de Inicio
 
 
Bertolt Brecht


(1898-1956) Poeta y dramaturgo alemán, n. en Augsburgo y m. en Berlín. Fue educado en su ciudad natal, donde su padre era director gerente de una fábrica de papel. A pesar de los versos patrióticos que escribiera en 1914, pronto adquiriría reputación de rebelde. Su rebeldía cívica se dirigía contra el esfuerzo bélico alemán; en su vida privada se rebelaba también contra su familia y contra la clase media acomodada. En la I Guerra Mundial, aunque nunca llegó al frente de combate, sirvió durante un corto período de tiempo como ayudante médico en Augsburgo. Su padre no quería que se hiciera escritor, por lo cual estudió medicina, si bien de forma inconstante. Pero, en 1918, escribió un largo drama, Baal, que llevaba ya la huella del genio original. Produjo asimismo muchos de sus mejores poemas en este período juvenil. El drama Baal era tan escandaloso que su padre no le permitió que lo publicara con su nombre. Se dio cuenta entonces el escritor de que obras como aquélla no podían ponerse en escena ni tendrían éxito alguno caso de representarse, así es que escribió un segundo drama vocado al triunfo: Trommeln in der Nacht (Tambores en la noche). Esta obra le valió un premio nacional de teatro en 1922, el Kleist. A los primeros veinte años pertenece también otra obra tan notable y fantástica como Baal; se trata de Im Dicklicht der Städte (En la jungla de la ciudad), drama influenciado posiblemente por The Jungle de Upton Sinclair. En 1926 estaba ya terminada su Mann ist Mann (Un hombre es un hombre). El año 1927 parece también un hito retrospectivo en la obra del autor, puesto que es en esa fecha cuando reunió sus mejores poemas en el volumen titulado Die Hauspostille (Libro de plegarias domésticas). En 1928 es cuando la obra de Brecht alcanza una audiencia popular al escribir el libreto de Die Dreigroschenoper (La ópera de perra gorda) para Kurt Weill. En este período abrazó Brecht el marxismo. Aunque más tarde puntualizara que nunca se había adherido de hecho al Partido Comunista, a partir de 1928 su ideología fue siempre pro-comunista, al menos si han de creerse sus manifestaciones públicas. Sus obras más doctrinarias pertenecen, naturalmente, al período que sigue a su «conversión», es decir, los años 1929-35. Es ésta la época de sus «dramas didácticos» (Lehrstücke), tales como Die Massnahme (La línea de conducta,1930) y Der Jasager und der Neinsager (El que dice sí y el que dice no, 1930). Ése es también el período de los dos grandes dramas en que se ofrece como una solución a los problemas de los protagonistas su adhesión al comunismo: Die Heilige Johanna der Schlachthöfe (Santa Juana de los mataderos, 1931) y Die Mutter (La madre, 1931).

La mayor parte de los críticos han coincidido en afirmar que las mejores obras del autor corresponden al período de finales de los años treinta y principio de los cuarenta e incluyen Mutter Courage und ihre Kinder (Madre Coraje y sus hijos, 1939), Leben des Galilei (Vida de Galileo Galilei, 1939-43), Der gute Mensch von Sezuan (El alma buena de Sezuan, 1941) y Der kaukasische Kreidekreis (El círculo de tiza caucasiano, 1945). Cuando Hitler tomó el poder en 1933, Brecht marchó al exilio, vivió en Escandinavia hasta 1941 y luego atravesó la Unión Soviética y el océano Pacífico para instalarse en Los Ángeles, California (1941-47). En su estancia en Norteamérica contribuyó a la realización de una película en Hollywood, Hangmen Also Die, y ayudó en el montaje de dos de sus dramas, The Private Life of the Master Race, en 1945, en Nueva York, y Galileo, en Beverly Hills, en 1947, con Charles Laughton como protagonista. Uno de los mejores dramas ya mencionados, El círculo de tiza caucasiano, fue escrito en los Estados Unidos. Brecht abandonó Norteamérica en septiembre de 1947, después, y en parte a causa, de su comparecencia ante el Comité de Actividades Antiamericanas. Tras aproximadamente un año de estancia en Zürich, se instaló finalmente en el Berlín Oriental, donde gozó de la estima de las autoridades de la República Democrática Alemana hasta su muerte en 1956 de un ataque al corazón. Fue en Berlín donde él y su mujer, Helene Weigel, crearon la compañía teatral que les dio fama mundial, el Berliner Ensemble. Sus creaciones fueron quizá las más notables del mundo teatral desde los tiempos primeros del Teatro de Arte de Moscú. El Ensemble tiene actualmente vida floreciente, tanto bajo la dirección de Helene Weigel (1900-71) como después de su muerte, y está dedicado principalmente a escenificar obras de Brecht.

FUENTE: www.biografiasyvidas.com .